sábado, 26 de abril de 2014

La responsabilidad de nuestros actos en el tercer entorno

”Los puestos de responsabilidad hacen a los hombres eminentes más eminentes todavía, y a los viles, más viles y pequeños”. Una de las sentencias más conocidas del escritor Jean de la Bruyère, que recuperamos en el CIGTR como adelanto de los artículos enlazados a continuación.


La responsabilidad. Esa cualidad necesaria para el buen devenir de nuestra sociedad, y que frisa en intereses con las aspiraciones personales de cada uno. Así es como Javier Cao se pregunta hasta cuándo podremos mirar hacia otro lado, sin pararnos a debatir sobre la infoética de las nuevas tecnologías. En un panorama donde el análisis de grandes volúmenes de datos se ha vuelto el pan nuestro de cada día, los límites de la realidad están marcados únicamente por la responsabilidad del uso que se le de.


Chema Alonso indaga esta vez en otro tipo de responsabilidad, la de las agencias gubernamentales, haciendo un recorrido cronológico con los fallos de seguridad más acentuados de la era de la información, y el cómo estos organismos han podido estar involucrados.


Responsabilidad que afecta a todo cibernauta, como podemos observar en el estudio que SegurInfo Argentina publicaba recientemente sobre el uso que le damos a Internet, y los mayores males a los que nos enfrentamos desde el punto de vista del usuario ¿Para qué usamos la red? ¿Qué y dónde solemos compartir? ¿Cuánta confianza depositamos en servicios de terceros? Una radiografía actual de nuestros hábitos y de nuestros miedos.

Y terminamos con la review de Biteye, un software creado por Gonzajo J. Carracedo y dirigido a expertos en seguridad informática, que ofrece de manera gráfica un compendio de métodos de análisis archivos a bajo nivel que seguramente sorprenda a más de uno.

Te invitamos a votar nuestros posts, a dejar tu comentario y a compartirlo en redes sociales. Asimismo, si quieres, puedes seguirnos en nuestros perfiles. A la derecha, en la barra lateral, tienes los enlaces :).

0 comentarios:

Publicar un comentario