viernes, 8 de mayo de 2015

Llegó la hora de poner límites a la NSA

Una corte federal de Nueva York ha dictaminado la ilegalidad del programa de la National Security Agency por el que lleva años grabando a bulto los metadatos de las llamadas de las ciudadanas y ciudadanos norteamericanos. Es una noticia crucial para quienes en aquel país intentan poner límites al voraz apetito de la NSA. Hablaremos también de la inseguridad de SAP, chantajes a empresas y nuevas estrategias de ciberpropaganda.



La ilegalización del programa de monitorización de llamadas de la NSA llega justo cuando en Estados Unidos está a punto de aprobarse una ley que pone límites al espionaje a ciudadanos por parte de la agencia. Además, justo ahora los gobiernos de Europa incrementan la monitorización de sus ciudadanos, como la ley acabada de aprobar esta semana en Francia.


Seguimos con una información de elevado interés para las empresas, usuarias mayoritarias de la suite de programas SAP que permiten optimizar los sistemas de venta, finanzas, operaciones bancarias y otros. Investigadores de Onapsis, que vende herramientas de seguridad para SAP, aseguran que el 95% de instalaciones tendrían vulnerabilidades severas.

Y no dejamos a las empresas porque de Nueva Zelanda nos llegan noticias de una campaña de extorsiones contra empresas australianas y neozelandesas: las amenazan con ataques de Denegación de Servicio si no pagan 7.500 dólares australianos. Los extorsionadores les dicen que lanzarán ataques de 400 Gbps de potencia, pero quienes los han sufrido aseguran que no han pasado de los 10 Gbps.

Acabamos con una curiosidad: vídeos pro rusos convertidos en virales sin que sean las personas quienes los recomiendan, sino los virus. Delincuentes están infectado ordenadores de usuarios con código malicioso que infla las visitas a estos vídeos. Este truco ya se usaba para anuncios que pagan a quien los visualice: el delincuente mandaban ordenadores bajo su control a verlos y cobraba por ello. Pero es la primera vez que lo vemos usado para la ciberpropaganda.

Y es que ya se dice, cada vez más alto, como los hackers de Rusia, pocos tan listos como malvados.

0 comentarios:

Publicar un comentario