martes, 22 de septiembre de 2015

Sigue la pesadilla: el virus llevaba 6 meses en la App Store

Siguen las tareas forenses tras el escándalo XcodeGhost en Apple. Hoy hemos sabido que el virus se habría lanzado en marzo de 2015, por lo que no sería una sorpresa que las apps afectadas fuese muchísimas. Lo comentaremos a continuación, así como el apagón de ayer en Skype, que hoy sigue sin estar totalmente resuelto; un sonado caso de empleados desleales en AT&T y un bonito hack que pretende espiar desde la estratosfera comunicaciones de satélites, drons y otros "pájaros".


Según Palo Alto Networks, que ayer afirmaba haber descubierto 39 apps infectadas, hoy serían muchas más: Qihoo ha descubierto 344 y Pangu Team, 3.418. Pangu Team ha creado una app para detectar el virus. Recomendamos a nuestros lectores usuarios de iPhone que la descarguen y si tienen una app infectada, borrarla o actualizarla, en caso de que haya una nueva versión disponible. Se recomienda también cambiar todas las contraseñas, pues el virus las habría monitorizado.



Skype se cayó

Quienes tampoco están tranquilos son los usuarios particulares de Skype. Ayer el servicio se cayó y las quejas se dejaron oir en todas las redes sociales. Hoy Skype anuncia que ya ha identificado el problema que impedía conectarse a su servicio o hacer llamadas, pero trabaja aún en encontrar la solución. Mientras tanto, algunos usuarios siguen con problemas para llamar, el sistema desconoce su número, los contactos les aparecen como desconectados y/o no pueden modificar su estado. Las empresas no se han visto afectadas.

Liberando móviles en AT&T

Seguimos con la denuncia que ha puesto AT&T a tres ex-trabajadores que usaron la infraestructura de la compañía para ganar dinero fraudulentamente: AT&T tiene un servicio para liberar sus móviles, que usa sólo en casos muy determinados. Los empleados usaron un código malicioso que les permitió liberar miles de teléfonos de clientes de AT&T y cobrarles 50 dólares por cada teléfono.

Al infinito y más allá

Acabamos con un curioso hack que desvela "Wired": un colectivo de hackers llamado Critical Engineering ha desarrollado un dispositivo con antenas y cámaras que acaban de lanzar a la estratosfera con un balón de helio. La idea es que monitorice las ondas de radio que pululen por allí, procedentes de drons, satélites o aviones, y las analice. Teniendo en cuenta que buena parte de estas comunicaciones viajan sin cifrar, el proyecto gana en interés.

Y es que ya lo dijeron hace años los hackers del alemán Chaos Computer Club: el próximo paso es hackear el espacio.


0 comentarios:

Publicar un comentario