lunes, 18 de abril de 2016

Ruth Sala: "El comportamiento del abogado ha de ser diferente en la red"

Ruth Sala. Abogada especializada en delitos informáticos.


No nos gustaría estar en un juicio y que el abogado de la otra parte fuese Ruth Sala. Trabajadora incansable, tenaz, agresiva, deportista más que confesa, Ruth desprende energía por los cuatro costados y esa amplia -a veces fiera- sonrisa que la caracteriza. Ruth llegó y venció, asumiendo casos e investigaciones de ciberdelitos más que interesantes, cuyo conocimiento comparte en charlas monográficas y mesas redondas.

Poco se sabe de ella más allá del trabajo y la esfera pública, que en los tres últimos años frecuenta con asiduidad. Es presencia habitual en las "cons" españolas, donde se la presenta así: "Abogada Penalista, especialidad en delitos informáticos y prueba electrónica. Directora del despacho de abogados Legalconsultors.es y profesora colaboradora en el Master de Derecho Digital de la Universidad de Barcelona".


- ¿De dónde sales tú? :)

- Empecé a desarrollar mi inquietud investigadora con la tecnología de transmisión GSM. Con la incorporación del SMS a nuestras vidas, las comunicaciones entre mis clientes se veían extendidas al uso que se hacía de una tecnología que permitía que los datos permanecieran en los móviles. A partir de ese momento, en 1999, se me abrió un mundo de posibilidades por investigar: las posibilidades y alcance de las Nuevas Tecnologías, los delitos que podían cometerse con ellas, las víctimas que sufrían esos delitos y un sinfín de posibilidades que me llevó a meterme más de lleno en la cocina de la Ingeniería, de las Evidencias Electrónicas y la Prueba Digital.

Por la volatilidad de la prueba electrónica y la impotencia que sentía en "amarrarla" para los Juicios, cogí un día un AVE, destino Zaragoza, y me planté en el despacho de Pedro J. Canut diciéndole poco menos que un "cuéntame todo lo que sabes de prueba electrónica y certificación digital". A él y a su empresa ColorIURIS les debo el gran "empujón" hacia las "tripas" de la Informática y el Peritaje Forense.

Un mail de Pedro "invitándome" a asistir al Congreso de Seguridad NoConName me llevó no sólo a asistir, sino a enviar un "paper" sobre otra de mis inquietudes, El Big Data y las SmartCities. Gracias a Nico, Presidente de la Asociación NoConName y a la confianza que tuvieron en mi, puedo decir que estoy hoy aquí, en la esfera más pública y no tanto en el back stage. Estoy agradecida por todos y cada uno de los profesionales (Policía, Abogados, Fiscales, Empresarios…) que me han acompañado y me siguen dando la mano para poder divulgar y acercar todo lo que "no se ve".

- Para la gente que no viene del mundo técnico, aprender a llevar su ordenador o entender de qué te hablan tus clientes requiere un esfuerzo adicional. ¿Cómo lo aprendiste tú?

- Lo hice al revés. Me di cuenta de que precisamente en el área de la Ingeniería Informática y de Telecomunicaciones no había, proporcionalmente, muchos Abogados que se hubieran metido hasta “la cocina” para ver cómo funciona la tecnología y qué posibilidades hay de delinquir explotando una vulnerabilidad.

Como esa área estaba “desierta” empecé a aprender de los Ingenieros, a escuchar sus aventuras y desventuras acerca de todo lo que se podía y no se podía hacer. Aprendí que la wi-fi se podía pinchar, trasteé con programas, escuchaba consejos, seguía las direcciones IP de mis propios clientes, geolocalizaba móviles, twitts. Continué en las Redes y quise profundizar en el hacking, en el análisis forense y así una cosa tras otra, hasta que pude saber de qué me hablaban y las formas que tenía de buscar en una investigación a mi favor.

- De todo el abanico de la cibercriminalidad, ¿qué tipo de casos sueles llevar?

- Un abanico bastante amplio: pornografía infantil, robo de datos, acosos en la Red, estafas a multitud de víctimas, sextorsión, falsas imputaciones de delitos, ataques a la privacidad con difusión de imágenes, ciberbullying, grooming, stalking…

- ¿Cuáles te gustan más?

- Me gustan todos, pero sueño en especial con poder cazar a los estafadores de compraventa de coches de segunda mano que arrasan en la Red. Cada día se incorpora una nueva víctima. Un Fiscal de Cibercriminalidad Informática me sugirió crear lo que él llama Micro-Macrocausas para no saturar la Audiencia Nacional y ser más viable iniciar el procedimiento. La realidad es que parece que esté haciendo una tesis doctoral, acumulo datos de mails, teléfonos, nombres, cuentas corrientes, coches, matrículas, modelos, webs y empresas que reciben los primeros pagos, pero la estrategia está tan bien hecha que no hay forma de llegar al final, o al principio, según se mire.

- Leí que Selva Orejón, de Onbranding, y tú estabais ayudando a mujeres estafadas. 

- Estamos en contacto con veinte víctimas. Estas mujeres denunciaron haber sido víctima de estafa, pero eran tantas, que entre ellas se fueron “encontrando” por las Redes Sociales. En un momento se unieron y nos vinieron a buscar para dirigir y concentrar los procesos tanto judiciales como de ciberinvestigación y seguimiento. Esta Causa no se centra sólo en la Estafa, hay Usurpación del Estado Civil, Revelación de Secretos, Acceso ilícito a las comunicaciones e interceptación de las mismas. Además, si en un atraco el uso de “disfraz” se considera agravante, aún estoy por “cuadrar” si el uso de perfiles e identidades falsas en las redes no sería una agravante, en este caso, de Estafa. ¿Lo sería?

- ¿Por qué dedicarte a estos temas, tú, dulce damisela, y no a la propiedad intelectual como tanto abogado impoluto?

- Una vez alguien me dijo un “alguien tiene que sacar la basura”. Creo que cada uno en su profesión elige aquello que le hace brillar los ojos y si no, ¿para qué hacerlo? Nunca me he identificado con el Abogado de corbata o de traje. No recuerdo la última vez que me puse uno. Me gusta arremangarme, vivir las cosas desde la cocina, desde la trinchera. Desde ese lugar en el que “salpica” y puedes descubrir de qué están hechas las cosas.

- Si pudieses cambiar una ley referida a la red, ¿cuál sería?

- Mi trabajo se fundamenta en los Principios Constitucionales y el Estado de Derecho. Me siento cómoda en el Sistema Continental porque es muy garantista con los Derechos de los Individuos. Imagino que la pregunta va orientada hacia ruptura de cifrados en las conversaciones, o la posibilidad de “echar un ojo” a las conversaciones sin Órden Judicial o … También es verdad que no conseguir una IP porque la tecnología permite la ocultación genera muchísima frustración profesional y por ahí me harías dudar.

- ¿Qué tiene de diferente el ciberespacio para un abogado?

- El imprevisto, el hecho de que todo es posible, ilimitado. Que la imaginación del delincuente y del que está detrás de un ordenador con conocimiento es capaz de cualquier cosa que no habías previsto. El derecho es rígido, con “escenas” tasadas, calculadas, previstas… la Red es imprevisible. El comportamiento del Abogado ha de ser diferente porque las cosas ya no son como se ven, porque detrás podría haber “otra cosa”.

- ¿Recuerdas alguna anécdota que te haya tocado el corazón o la mente, en tu andar por las redes?

- Hay dos casos que me han impactado. Uno cuando se suicidó un joven al ver que las fotografías de su madre desnuda habían sido difundidas por medio mundo. Otro cuando tras una violación real, los compañeros del instituto empezaron a acosar a la víctima en las Redes Sociales diciendo que era una mentirosa. Aquella chica terminó en un psiquiátrico. Te queda la sensación de que la maldad no tiene fin.

- Sueles dar charlas en cons y además las das bien. ¿De qué va tu próxima charla-investigación?

- Se centra en la curiosidad del estudiante que hace que pruebe todo lo que ha aprendido: muchas veces, lejos de crear una máquina virtual para hacer tests, se efectúan pruebas sobre sistemas reales. La ponencia parte del lanzamiento de un ataque de hacking mediante exploits para la detección de las vulnerabilidades de seguridad en un sistema informático y las potenciales consecuencias penales de “pasar la línea” transformando un pentesting en uno o varios delitos. La siguiente investigación y preparación de charla se centra en el Jurista frente a los retos de la Robótica, IoT, la biotecnología, la nanotecnología y más.

- ¿Quieres regalarnos una frase que pueda servir a nuestros lectores y lectoras?

- Sobre mi Código Penal del Despacho descansa un muñeco de plástico de Spiderman y él siempre decía: “Un gran poder, conlleva una gran responsabilidad”

Texto: Mercè Molist


0 comentarios:

Publicar un comentario