miércoles, 21 de septiembre de 2016

Hay un hacker en el coche

El coche fantástico fue una de las series más populares durante los años ochenta en Estados Unidos. El protagonista era un auto que incorporaba un ordenador central y tenía completa autonomía. Se movía solo, tomaba decisiones y hasta hablaba. Se llamaba Kitt y era una especie de caballo moderno y tecnológico fiel a Michael Knight, interpretado por David Hasselhoff antes de ser un vigilante de la playa.

Investigadores en la Keen Lab de la firma china Tencent, han encontrado una serie de debilidades que podrían poner  los coches Tesla Modelo S en manos de los hackers. Según cuentan varios portales, entre ellos, Security Affairs, los atacantes podrían tomar el control de los vehículos a distancia.  Los investigadores demostraron que es posible hacerse con el control de los autos cuando éstos están aparcados o en pleno uso. Claro, lo que más llamó la atención fue lo que se podía hacer con el coche en movimiento. Los hackers pudieron activar los frenos cuando el auto iba a 12 millas por hora. También pudieron activar los limpiaparabrisas, abrir el maletero y doblar los espejos retrovisores.

"Luego de varios meses de una investigación a fondo, hemos encontrado más de una vulnerabilidad y hemos implementado de manera satisfactoria un control a distancia de los vehículos,sin ningún tipo de contacto físico con el auto. Vale la pena mencionar que hemos utilizado un modelo con el último firmware para demostrar el ataque", han manifestado los investigadores en un blog de Keen Lab.

Los hackers han sido los primeros en poner en evidencia lo que se podría hacer con los autos Tesla a distancia. "Hasta donde sabemos somos los primeros en poner en peligro los CAN Bus para hacerse con el control remoto del auto", dicen los hackers chinos, que después de reportar el caso a Tesla Motors, recibieron 10 mil dólares a modo de recompensa por descubrir los errores.

Tesla está trabajando en los fallos, y viendo la forma de solucionarlos, pero no retirará el modelo del mercado porque puede modificar y deshacerse de las actualizaciones sobre la marcha. El ataque a los coches por parte de hackers malintencionados es algo que asusta a los productores de vehículos. Muchas veces en su búsqueda del "coche fantástico", podrían estar dejando la puerta abierta a los cibercriminales.

La demostración de los hackers chinos y su recompensa por parte de Tesla Motors nos indica que hay mucho trabajo en el sector de la ciberseguridad. Un estudio de Cibersecurity Ventures llegó a la conclusión que a lo largo el 2016 habrá 1 millón de trabajos relacionados con la ciberseguridad, la gran mayoría en Estados Unidos.  Se espera que el número aumente en 1.5 millones para 2019. Algo que los países con altas tasas de desempleo deberían tomar nota.

Imagen original: Freeimages

0 comentarios:

Publicar un comentario