lunes, 19 de febrero de 2018

Son más, pero menos seguros

¿Cuántos dispositivos IoT usas en tu día? Ante esta pregunta muchos usuarios, con cara de extrañeza, serían capaces de responder que no conocen ese término y que están seguros de no usar ningún de ellos en su vida diaria. La cosa cambia si cambiamos el término por “cosas conectadas”. En ese caso la mente comienza a enumerar dispositivos, cayendo en la cuenta de la importancia que esta tecnología tiene en su vida. Usuario, que no te confunda la terminología, a día de hoy te resultaría complicado vivir sin IoT.


Actualmente la inversión en IoT se sitúa en los 1,400 millones de dólares y se espera que llegue a las 5,1 miles de millones de dólares en 2022. Este incremento de la inversión desembocará en un aumento masivo de las industrias auxiliares de IoT, así como la cantidad de dispositivos IoT conectados. Para entender dónde irá esta inversión y cuáles son las implicaciones de seguridad, hoy queremos sacar a la luz la entrevista realizada por Digital Journal a Vaughan Emery, es el CEO de Atonomi.

La seguridad de los dispositivos IoT a día de hoy ha sido un estrepitoso fracaso, dando lugar a numerosos hackeos. Esta incapacidad de seguir el ritmo del crecimiento de las tecnologías IoT ha impedido, en cierta manera, que estos dispositivos alcancen su máxima capacidad. Atonomi utiliza la tecnología blockchain para asignar identidades inmutables a los dispositivos IoT y evitar de esta manera que los hackers accedan a ellos.

A la hora de pensar los problemas que el sector de la ciberseguridad vive a día de hoy, son muchas las dificultades que nos vienen a la cabeza: la falta de talento, los imparables ataques de ransomware, los continuos ataques al sector sanitario… Sin embargo cuando está pregunta se presenta ante Vaughan Emery él lo tiene claro: el principal problema al que las empresas se enfrentan a día de hoy es cómo lograr la eficiencia operativa a través de la digitalización. “A medida que nuestro mundo continúa con la tendencia hacia una mayor conectividad, asegurar Internet de las Cosas se ha convertido en una prioridad de alto nivel para que las empresas protejan la infraestructura subyacente que admite el intercambio de datos y análisis.”

Entre todos los diversos problemas que se presentan ante las empresas actualmente, la ciberseguridad es sin duda la mayor complejidad que el paisaje digital añade al dia a dia de las empresas. De boca de Emery descubrimos su opinión respecto al tema: “Si no podemos encontrar una solución de ciberseguridad para IoT, entonces perderemos colectivamente la oportunidad de beneficiarnos de todo el potencial de IoT.”

A pesar de todos los problemas que presenta el crecimiento de los dispositivos IoT para las empresas, continua siendo la tecnología para ellas, ayuda a la hora de incorporar el Big Data, brindando a las empresas una visión mayor de las operaciones y procedimiento a un nivel que nunca antes pudieron alcanzar. “Con este acceso a Big Data, las empresas pueden racionalizar de manera más eficiente sus procesos y crear métodos más estratégicos para lograr sus objetivos.”

Es innegable la importancia que el IoT tiene no solo para las empresas, sino también para los usuarios, pero su naturaleza autónoma los hace especialmente vulnerable a los ciberataques. Según Emery la falta de intervención humana es la base de sufragilidad: “A medida que los dispositivos comenzaron a funcionar sin intervención humana, se vuelven más vulnerables a los piratas informáticos porque no hay un tercero que supervise que todos los dispositivos estén verificados, validados y sean seguros.”

Emery cree en los beneficios del entrenamiento y la tecnología de ciberseguridad para mejorar la seguridad de las empresas. Sin embargo, a través de su empresa Atonomi ha usado Blockchain a la hora de proteger a las empresas con las que trabaja. Son múltiples las soluciones ofrecidas para hacer frente al continuo abuso al que se exponen las tecnologías IoT, es hora de escoger un plan de acción y llevarlo hasta el final. 

0 comentarios:

Publicar un comentario